En los ciento sesenta caracteres que nos permite alguna red social o en los extractos más amplios de alguna otra, la bio es nuestra carta de presentación en la red. Y como es nuestra carta de presentación, cobra una especial relevancia porque suele ser lo primero, junto con nuestro nick, que ven los demás de nosotros.
Elegir frases y descripciones adecuadas y seguir unas sencillas pautas harán que tu bio (y con ello tú) destaquéis:


1. No me dices nada…

Pon algo, hombre (mujer)… No cuesta nada decir algo sobre ti. ¿Te cuesta? Entonces ¿qué haces en la web social? ¿Alguna cita que te inspire? ¿Alguna frase de alguna película con la que te identifiques? Tell me more!

2. … o me lo dices todo

Pero no te pases, claro. No hace falta que lo pongas todo, todo y todo.
Si lo pones todo, se acaba el misterio y puede que no seas interesante. Se me ocurre algún símil, pero no lo voy a contar en este post 😉

3. No abuses de símbolos y que sean ASCII, porfa

Que sí, que los emojis del guasap molan mucho, pero no se leen en todos los terminales… y por lo tanto, si pones alguno, pues no todo el mundo lo va a ver. Si pones algún símbolo (yo misma tengo unas notas musicales), que sea ASCII o algún otro standard, para que sean legibles en todas partes.

4. No abuses de @menciones

Trabajas en un sitio, organizas un evento y tienes un blog. Y ya. Más de tres menciones en una bio de 160 caracteres, no sé cómo decirlo… Lo suyo es que te crees un perfil en un agregador de cuentas tipo about.me para que, quien quiera, complete tu “ficha”.

5. Ni de #etiquetas

Las etiquetas, como sabemos, funcionan para la bio de twitter, pero si te pasas poniendo etiquetas, perderán su sentido. Así, he visto cosas que vosotros no creeríais… naves en llamas más allá de Orión y también bios de este pelo: “#SMM #socialmedia #SEO #SEM #SMO #redessociales #facebook #twitter #linkedin #pinterest #SME #personalbranding #identidaddigital #web20 #dospuntocero #soyguay #molomil”

6. Ni demasiado personal

Tu carta de presentación es tan personal que sólo te falta darme tu dirección y el grupo sanguíneo. No hace falta que nos cuentes todas tus aficiones y nos digas los nombres de tus hijos en la bio…

7. Ni demasiado profesional

Pero tampoco te pases contando todos los cargos que ostentas y todas las empresas de las que eres CEO.
Lo suyo es un ten con ten. Tú eres el que mejor te conoces y sabes qué es lo que más puedes destacar. Si alguien está interesado, ya te preguntará.

8. Comprueba la ortografía y la gramática

Si tu tarjeta de presentación tiene un par de frases y en esas dos frases calzas una falta de ortografía, a no ser que lo hagas adrede (y ni aún así), digamos que la primera impresión que vas a causar no va a ser, probablemente la que deseas. Si no confías en tu ortografía, pídele a alguien de confianza que te lo revise.

9. ¿Expert? ¿Gurú?

Por favor, evita estos términos. Que no digo que no lo seas… pero autodenominarte así no mola nada. Especialista significa lo mismo y queda muuuucho mejor.
De los que se autodefinen gurús ni opino. Vamos…

10. ¿Blog, web o about.me?

Si tienes más de una url de contacto, hazte un about.me o similar. Además de poder profundizar un poco más en la bio, podrás añadir todas tus cuentas de redes sociales, blogs, webs, etc.

11. Adáptala a cada red social

En Twitter disponemos de 160 caracteres para la bio, pero en el resto de redes no es tan restringido, así que puedes tener un par o tres redactadas y adaptadas a cada red, que es lo ideal. Además, si bien en algunas redes, como ya hemos comentado alguna vez, existe una sintáxis específica (caso de los hashtags o @menciones), en otras no… por lo que no queda nada bien copiar y pegar tal cual.

12. Que sea única

Este única significa que, a ser posible, combines originialidad con personalidad, que sea un auténtico reflejo de lo que tú eres o de lo que quieres decir y que lo digas de una forma unívoca, para que tu bio sólo pueda ser tuya y de nadie más.



Ni más ni menos. No es sencillo.
¿Cómo son tus bios favoritas? ¿Qué tienen y qué no tienen?

Fotografía destacada cortesía de Aleiex via photopin cc.


Unadocenade también está en Google Currents. Suscríbete.
Los post de Unadocenade se pueden republicar siempre que respetes nuestras condiciones de republicación.

Sobre Cristina Juesas


Cristina Juesas, también conocida como Maripuchi, trabaja como consultora de comunicación. Organizadora y fundadora del TEDxVitoriaGasteiz. Ha sido presidenta del Toastmasters Club Vitoria-Gasteiz, asociación para mejorar las habilidades comunicativas y de liderazgo y ha sido elegida Directora de División para el curso 2017-2018. Autora de la Guía de usos y estilo en las redes sociales del Gobierno Vasco y coautora de Comunicación de Crisis Online. Organiza e-Innobar, un evento socio-tecnológico mensual en Vitoria-Gasteiz. Colabora con la Cadena SER en el programa Hoy por Hoy Vitoria en una sección sobre nuevas tecnologías.