Seguro que lo primero que te viene a la cabeza al pensar en virus, bacterias y microbios es que son unos bichos malos que producen enfermedades y habría que acabar con todos ellos. También puedes pensar que hoy en día no son tan importantes, al fin y al cabo de lo que nos morimos es de cáncer, enfermedades neurodegenerativas o de un infarto, y eso no está producido por microbios. Pero si sigues leyendo seguro que cambias de idea y descubrirás que detrás de los microbios hay todo un mundo apasionante, y que la mayoría no son tan malos como parecen a primera vista.

1. Nos han precedido y nos sobrevivirán

Aparecieron en el planeta hace unos 3.800 millones de años y han sido sus únicos pobladores durante más de 3.000 millones de años. Gracias a las cianobacterias apareció el oxigeno en la superficie terrestre, que tuvo una enorme influencia en el curso de la evolución y permitió el desarrollo de la vida sobre la Tierra. Sin oxigeno nosotros no estaríamos aquí.

2. Sin bacterias no sería posible la vida en la Tierra

Los ecosistemas están influenciados y controlados por las actividades microbianas. Por ejemplo, quizás hayas oído alguna vez que algunas plantas son capaces de utilizar el nitrógeno atmosférico, pero en realidad las plantas no fijan el nitrógeno, lo hacen unas bacterias asociadas con ellas. Son las bacterias las que metabolizan los elementos clave y realizan los ciclos geoquímicos de los nutrientes.

3. Nos ayudan a entender cómo podría ser la vida en otros planetas

Conocer cómo algunas bacterias son capaces de multiplicarse en ambientes extremos nos puede dar una pista de cómo podría ser la vida en otros planetas. Algunos ejemplos sorprendentes: Picrophilus es un microorganismo acidófilo extremo capaz de creer a pH = 0 (no intentes meter el dedo en una solución con ese pH tan ácido que te quedarás sin él). La temperatura ideal para que Pyrodictium crezca feliz es 105ºC. Methanopyrus se ha aislado del entorno de chimeneas hidrotermales a más de 2.000 metros de profundidad y puede crecer a 110ºC!. En realidad casi en cualquier sitio podemos encontrar alguna bacteria capaz de sobrevivir.

4. Sin levaduras no habría pan, pero lo que es peor, ¡ni vino ni cerveza!

Nada sería igual. Los microorganismos tienen funciones relevantes en la industria alimentaria y en muchos casos los alimentos dependen de transformaciones microbianas.

5. Son la base de la biotecnología

La modificación genética de los microorganismos y sus aplicaciones biotecnológicas nos permiten producir sustancias que de otro modo seriamos incapaces. Algunos productos de la microbiología industrial son los antibióticos, vitaminas y aminoácidos, hormonas, productos terapéuticos, enzimas para procesos industriales, vacunas, … Pero además, podemos emplear microbios como vectores para modificar genéticamente otros seres vivos.

6. Producen energía

El gas natural (metano) es un resultado de la actividad microbiana. Los microorganismos fotosintéticos puede utilizar la energía luminosa para producir biomasa, y otros producen biocombustible (etanol) durante la fermentación microbiana.

7. Limpian nuestros desechos

Son capaces de degradar materiales tóxicos. La biorremediación microbiana consiste en emplear microorganismos para la eliminación y degradación de vertidos de petróleo, disolventes, pesticidas y otros productos tóxicos que algunos microbios se los pueden “comer”. Pseudomonas putida, por ejemplo, es una bacteria con un metabolismo muy complejo capaz de degradar los hidrocarburos (petróleo).

8. ¡Somos bacterias!

Casi dos kilos de tu propio peso son bacterias. En tu cuerpo tienes 10 veces más bacterias que células propias, más de 10.000 especies bacterianas distintas. La bacteria más abundante de todas en nuestro cuerpo es Streptococcus. La mayor diversidad de bacterias la tienes en el intestino y en la boca. Existe cada vez más evidencia de la relación entre tus bacterias y tu estado de salud, entre la microbiota y varias enfermedades. Tu salud depende de tus bacterias.

9. Son la principal causa de muerte en muchos países

Siete de cada diez muertes en los países en vías de desarrollo son debidas a enfermedades infecciosas causadas por microbios. Las principales causas de muerte en África son el VIH, la malaria, enfermedades diarreicas, infecciones pulmonares, el sarampión y la tuberculosis. La buena noticia es que dos terceras partes de esas muertes serían fácilmente evitables.

10. Muchas enfermedades infecciosas se están volviendo intratables

La resistencia a los antimicrobianos se ha convertido en un grave problema en el tratamiento de enfermedades infecciosas. Existe el riesgo de que muchas enfermedades infecciosas se vuelvan intratables y de retroceder a la humanidad a la época anterior al descubrimiento de los antibióticos. Cada año se producen unos 440.000 casos nuevos de tuberculosis multirresistente; un porcentaje elevado de las infecciones contraídas en los hospitales son causadas por bacterias muy resistentes a los antibióticos, como Staphylococcus aureus; la resistencia a los antipalúdicos es generalizada en la mayoría de los países donde el paludismo es endémico; las infecciones por gonorrea intratables aumentan cada año, …

11. El virus VIH es la causa del SIDA

En 2011, 1,7 millones de personas murieron en el mundo a causa del SIDA. El 90% de los casos de SIDA está en países en vías de desarrollo. Se calcula que en África hay 11 millones de huérfanos de padre y madre debido al SIDA.

12. Los microbios también causan cáncer

Unos dos millones de los casos de cáncer diagnosticados en el 2008 son atribuidos a virus y bacterias. Se calcula que el 15% de los cánceres está causado por un virus. La mayoría de estos casos de cáncer están relacionados con Helicobacter pylori (cáncer de estómago), los virus de la hepatitis B y C (cáncer de hígado), el virus del papiloma humano (cáncer de cérvix de útero), o los oncovirus (leucemias).



Hay muchas más, pero al menos estas son doce razones por las que vale la pena dedicase a los microbios. Sí que muchos son pequeñitos pero matones, pero seguro que ahora a otros los verás con un poco más de cariño y agradecimiento.



Imagen destacada cortesía de Wikimedia Commons bajo licencia Creative Commons. Corresponde a una micrografía electrónica de barrido, que muestra Salmonella typhimurium (rojo) invadiendo células humanas cultivadas.



Unadocenade también está en Google Currents. Suscríbete.
Los post de Unadocenade se pueden republicar siempre que respetes nuestras condiciones de republicación.

Ignacio López-Goñi

Sobre Ignacio López-Goñi


Ignacio López-Goñi (Pamplona, 1962) es Catedrático de Microbiología de la Universidad de Navarra. Compagina sus tareas docentes e investigadores en el campo de microbiología con la divulgación científica a través de microBIO, toda una plataforma de divulgación científica de noticias y curiosidades sobre virus, bacterias y otros temas relacionados con la microbiología y la ciencia que se pueden seguir a través de un blog, Twitter, Facebook o Scoop.it