Tuve la suerte de nacer antes de que las madres fueran seres perfectísimos que se pasan las tardes convirtiendo una simple caja de cartón en el mejor de los castillos medievales con unas tijeras y cantidades ingentes de washi-tape. Los de mi generación nos apresuramos a nacer antes de que se descubriera el maldito colesterol. Merendábamos alternando el bocata de Nocilla con el de chorizo de pamplona y podíamos ver la tele siempre y cuando en ese momento hubiera programación infantil en La Primera o en el UHF. Yo además tuve la inmensa estrella de tener un tío cinéfilo, una madre adicta a la pequeña pantalla y el primer vídeo Sony Beta del mercado. Gloria bendita.

Mi tío me pirateaba las películas a la antigua. Grabándolas de la televisión y quitando los anuncios con un sofisticado juego de record y pause. O copiando la peli del videoclub con un cable mágico entre sus vídeos VHS y Beta. Luego me fotocopiaba la carátula a tecnicolor. Otra cosa no, pero mi tío era un profesional del extraperlo. Así me convertí en la envidia del barrio. Había tortas por venir a mi casa a ver películas. Mi tío es un gran sentimental y aunque también me grababa los clásicos de dibujos animados su gran debilidad eran las películas de carne y hueso. Aquí les dejo los clásicos que marcaron a fuego los largos días de mi infancia:

1. El abuelo está loco (Robert Stevenson 1967)


Quizá no reconozcan esta película por el título pero si les digo que es la película del gnomóvil (Gnome Mobile) seguro que se acuerdan como mínimo de la canción. Y qué me dicen de los niños. Son los niños de Mary Poppins, otra película de este director que tantos peliculones ha dado al mundo infantil.

2. Tú a Boston y yo a California (David Swift 1961)


Esta película la veía yo a diario por lo menos una vez. Todavía me sé todos los diálogos de memoria. Ésta y Pollyana que es del mismo director y la misma actriz protagonista Halley Mills. Aunque yo me quedo con la de las gemelas que tiene menos moralina y más gracia.

3. El Mago de Oz (Victor Fleming 1939)


Esta sí que sí la conocemos todos pero no puede faltar en la lista. Con su bruja del Este y su bruja del Oeste, su espantapájaros, su hombre de hojalata, Leoncio y esos zapatitos rojos que Accesorize ha democratizado sin pudor. Mi parte preferida es el aterrizaje en el pueblo de los enanos. Sin duda.

4. Canción del Sur (Harve Foster y Wilfred Jackson 1946)

Canción del Sur
Esta es la única película de la lista que no he conseguido encontrar en DVD para mis hijas. Es una pena porque es preciosa. Con el bombo que se le dio a Roger Rabbit y cuarenta años antes ya había habido un conejo animado en un mundo de carne y hueso. Y mucho más salado. Dónde va a parar.

5. Fuego de Juventud (Clarence Brown 1944)

Esta es fue la película que lanzó a la fama a Elizabeth Taylor como actriz principal con Mickey Rooney y Angela Lansbury de escoltas de lujo. No le falta de nada. Tiene madre bondadosa, padre serio pero con gran fondo, hermana mayor vanidosa, hermano menor graciosillo, un extraño con pasado oscuro y una jovencita con un gran sueño.

6. La Flauta Mágica “Pufnstuf” (Hollingsworth Morse 1970)


Inspirada en una serie de éxito de los sesenta esta película es mi number one absoluto. Tiene tantos personajes inolvidables y tantos momentos sorprendentes que no sabría con cual quedarme: La bruja Witchiepoo, el pelícano Orville, el murciélago estúpido… Una joya. Sólo la he encontrado en inglés pero a mis hijas les encanta aunque no entiendan casi nada.

7. El pequeño gigante (George Pal 1958)

Esta es la historia de Pulgarcito llevada a la gran pantalla con toda su cursilería, su moraleja y su encanto. Tiene mucha gracia pensar que en su día ganó el Oscar a los mejores efectos especiales. En los años cincuenta el montaje para que el Pulgarcito fuera del tamaño de un pulgar no era moco de pavo.

8. Chitty Chitty Bang Bang (Ken Hughes 1968)


No creo que haya un niño de los setenta que no viera esta película una y cien veces. Para nuestra época la acción de esta película es trepidante y sumado a esas canciones que todos llevamos en el subconsciente la convirtieron en un must de la infancia.

9. El fantasma de Barba Negra (Robert Stevenson 1968) y Un candidato muy peludo (Robert Stevenson 1976)

No me decido entre ésta y “Un candidato muy peludo” de este tándem director/actor que forman Robert Stevenson y Dean Jones. Ambas tienen ese humor facilón que los niños disfrutan tanto. Pero Peter Ustinov en el papel del pirata me ha ayudado a inclinar la balanza.

10. La montaña embrujada (John Hough 1975)


Reconozco que siendo adoptada siempre albergué la esperanza de descubrir mis poderes ocultos como los dos protagonistas de esta película que siempre estuvo entre mis preferidas. Tiene todos los ingredientes de un buen thriller infantil.

11. Los Robinsones del Mar del Sur (Kenn Anakin 1960)


Sólo por ver la casa del árbol esta película ya merece la pena. Reconozco que vista en el siglo veintiuno los autóctonos de los mares del sur producen cierto bochorno con sus turbantes pero aun y así esta película se ha ganado su puesto en esta docena. Sobretodo ahora que todos soñamos con naufragar en alguna isla sin prima de riesgo.

12. Siete novias para siete hermanos (Stanley Donen 1954)


Adam, Benjamín, Caleb, Daniel, Efrain, Flor y Gedeón. No he tenido que volver a ver la película para recitar de memoria los nombres de los apuestos hermanos . Los de las amadas modositas ya son para nota aunque si me pongo seguro que lo consigo. No me canso de verla con su romanticismo inocentón, sus coreografías y sus canciones a varias voces. La escena en la nieve cortando leña es un imprescindible.



Todas estas películas, excepto Canción del Sur son fáciles de encontrar. A sus hijos les chiflarán y ustedes pasarán un rato de agradable nostalgia recordando aquellos tiempos en que los decorados eran de cartón piedra y todos los actores y actrices cantaban y bailaban como los ángeles.

Pensarán ustedes que soy una incauta que se ha dejado un gran clásico en el tintero: Annie. Pues no. Pero se rodó en 1982 y los ochenta con sus películas de instituto se merecen una docena en exclusiva.

La imagen destacada es un fotograma de la película Siete novias para siete hermanos.


Unadocenade también está en Google Currents. Suscríbete.
Los post de Unadocenade se pueden republicar siempre que respetes nuestras condiciones de republicación.

Sobre La Madre Tigre


Ingeniera de formación y financiera de profesión. Siempre a caballo entre Alemania y España. Madre de cuatro hijas reconvertida en bloguera.