No hace mucho el móvil tenía que ser pequeño. De hecho, cuanto más pequeño fuera, mejor aún. Ahora cuanto más grande sea, mejor. Más pantalla. Más memoria. Más megapixels. Más procesador. Más núcleos. Menos batería. Menos capacidades para hablar. Menos teléfono.

Pero en esa época en la que los móviles tenían que ser más pequeños, también el móvil era un símbolo de estatus social. Tener un móvil antes de que los empezaran a regalar con un kilo de chopped era lo más, aunque siempre ha habido clases y clases y por eso demostrar que tenías un móvil mejor que el de otros iba a servir para mucho. Algo así como tener un modelo superior de coche al del vecino. O medirse el tamaño del pene.

Ah, y no esperéis orden ni concierto 😉

1. Motorola Dynatac

El primer móvil, obviamente, no podía faltar en esta lista. ¿Quién no se acuerda de esas películas de peña en Wall Street con un troncho de éstos? Porque, claro, si eras una persona de éxito lo suyo era tener esto para que en cualquier momento te pudieran localizar. Los Mercedes ya eran de pobres por entonces, y eso que no se financiaban a diez años como hace poco para cualquiera pudiera tener uno…

DynaTAC8000X

2. Nokia 9000 Communicator

Si el anterior era un troncho, éste podría ser perfectamente el padre del Galaxy S4 o el Note. En un momento en el que se intentaba miniaturizar todo, llega Nokia y saca un pedazo tronchomóvil con un procesador 486 a 33Mhz que tiraba que daba gusto. Y además con teclado QWERTY. ¡¡¡EL RECOPETÍN!!! Y encima con dos pantallas en las que podías llamar por teléfono con la de fuera (con un tamaño considerable, por cierto) o escribir cosas con el de dentro. Claro, eso sí, no tenía wifi ni zarandajas de ésas ni tenía color, claro. Eso ya llegaría mucho más adelante.

Nokia-9110-9000

3. Sony Ericsson T610

Éste lo tuve yo 😀
Uno de los primeros móviles con pantalla a color, cámara, resistente (algún que otro golpe se llevó) y además bastante elegante, con sus colores negro y plata. Tribanda, bluetooth, conexión USB, politonos… Todo un prodigio tecnológico para su época y que lo molaba todo. Ojo, estoy intentando ser objetivo, pero no puedo.

SonyEricsson T610 AluminumHaze front

4. Nokia 8110

Nokia saldrá mucho, ya os daréis cuenta. Pero este móvil marcó un antes y un después en el mundo de la telefonía móvil. Después del Dynatac, pocos teléfonos móviles habían sido protagonistas en sí mismos de algo. Y éste lo fue.
Y no sólo por su tapa deslizante que ocultaba el teclado o su diseño curvo. No, no os engañéis. El móvil lo molaba todo porque era el que usaba Neo en Matrix. Y punto. Apretar un botón y que se deslizara la tapa del teclado lo molaba todo.

5. Sony Ericsson P800

¡¡¡La releche!!! Un móvil con pantalla táctil, a todo color, y que encima le duraba la batería más de dos días. Doy fe. Sí, lo sé, soy un posturator de los móviles. Tribanda, bluetooth, puerto de infrarrojos y una pantalla resistiva, pero resistiva de verdad. Venía hasta con puntero. Y encima tuvo muy dignos sucesores, el P900, P910 Y P990. Lo que más molaba era que este móvil tenía un teclado virtual táctil y la tapa que traía (extraíble) lo único que hacía era contacto para que tirara. Oye, una gozada, junto al sistema para guardar el puntero translúcido que se anclaba a un lado. Oye, era un maquinón. Y venía con un Memory Stick de 16 MB. LOCURÓN.

6. Ericsson T28

Un must de este tipo de listas, de cuando los móviles tenían que servir para escribir un SMS y llamar por teléfono, sobre todo esto último. Y encima pequeño; bueno, pequeño no, mínimo. En 81 gramos y con una tapa que permitía ocultar el teclado, tenías un móvil con una batería que te duraba varios días, porque se supone que los móviles deberían valer para eso, para estar disponible. Y encima como llevabas un móvil que ni pesaba ni ocupaba espacio, te miraban con una mezcla entre admiración, respeto y envidia. Y no, no es el T10 de colorines que tenía todo el mundo.

Ericsson T28 02

7. Motorola StarTAC

Entre los listados de móviles siempre ha de estar este teléfono. ¿Por qué? Pues porque es el primer teléfono con forma de concha, vamos que se abría, y eso molaba, porque como el ángulo no era de 180 grados, se acoplaba a la forma de la cara sin problemas y hasta te quedaba el micro a la altura de la boca, porque era para hablar. Que aunque Motorola fuera un poco ortopédica, pues oye, que hacía cosas majas.

MotorolaStarTAC

8. Nokia N-Gage

Puedo decirlo orgulloso: lo tuve. Y lo devolví tres días después. ¿Una consola móvil? ¿Un móvil consola? No. Era una empanadilla con la que podías jugar con una buena potencia gráfica y que adicionalmente te permitía hablar por teléfono poniéndote el cacharro de canto (literal) en la oreja, con lo que no sabías si estabas hablando, introduciéndotelo en la oreja o haciendo fuerza para lanzárselo a alguien. Menos mal que eso se solucionó en las siguientes versiones, pero si a alguien ha de agradecer la PSP su éxito, probablemente sea a este cacharro infernal que tenía buenas prestaciones y demostró que a la Game Boy la iban a dejar atrás pronto.

Nokia N-Gage

9. Motorola Rokr

¿Qué carajo? ¿Este móvil existió? Pues sí, existió. Y de hecho llegó incluso a España y todo. Y era un móvil posturator porque era el primer (y casi único) teléfono que sincronizaba con iTunes, antes incluso que el iPhone. Aunque no dejaba de ser un Motorola, claro, traía un buen tocho de memoria (512 mb en una tarjeta microSD con soporte hasta 1gb), aunque sólo le podías cargar 100 canciones, que para un rato ya era bastante. Y, sí, lo que hay en la foto es un PowerBook de 12 pulgadas.

MOTOROKR

10. Nokia 7650

El primer Nokia en varias cosas: el primero con cámara pero, sobre todo, el primero en incorporar el sistema Symbian que tan buen resultado le dio durante mucho tiempo a Nokia hasta que empezó a tener más problemas de estabilidad que Nati Abascal a la media hora de llegar a una fiesta. Y encima era de los deslizantes, con lo que podías contestar con el teléfono en pequeñico y sólo usar el teclado cuando fuera necesario. Y no era mal pepino, que tenía 4 megas de memoria, aunque no aceptaba tarjetas.

Nokia 7650 01

11. Blackberry Pearl

Si hay que elegir un modelo para posturear, yo me quedo con éste, a pesar del esfuerzo que hizo Vodafone con el 7100v (que también tuve) por hacer que llegara a todo el mundo. Y es que el Pearl fue quizá el modelo que llevó las Blackberries a muchos bolsillos, con un teclado QWERTY en el que cada tecla tenía dos letras y que, os puedo asegurar, entre el teclado y el texto predictivo, en el momento que te acostumbrabas podías escribir casi a ciegas. Y éste encima tenía pantalla a color, colores en las carcasas y cámara y todo. ¿Qué más se podía pedir entonces?

12. Apple iPhone

Si hay un móvil que se ha usado para molar, no es ni el 4 ni el 5. Ni siquiera el 3G. No. El original, el único, el inconmensurable que no tenía 3G y que tenía varias cosas que lo hacían objeto de deseo: que sólo saliera inicialmente en los EEUU (lo que provocó un mercado de estraperlo del copón), la parte trasera con aluminio, el sistema operativo, que la batería durara algo… Y que si tenías uno de éstos es que eras una persona de éxito, aunque te lo tuviera que activar el típico amigo informático.

Hala, así que habéis tenido cualquiera de éstos, seguramente hayáis postureado alguna vez. Pero fijo, fijísimo, que si habéis tenido el último de todos habéis tenido vuestros cinco minutos de masmolismo que cualquiera ha de tener en la vida. Eso sí, no sólo habéis contribuido a vuestro masmolismo, sino también a que la tecnología avanzara.

Todas las imágenes han sido obtenidas de Wikipedia, excepto la del P800 que la he pillado miserablemente de Google.

Imagen de කේදාර KhE 龙 víaa photopin cc


Unadocenade también está en Google Currents. Suscríbete.
Los post de Unadocenade se pueden republicar siempre que respetes nuestras condiciones de republicación.

J. Esteban Mucientes

Sobre J. Esteban Mucientes


Conocido como @mediotic, es consultor freelance, enfocándose en los medios sociales, especialmente mostrar a través de la formación la utilidad de las redes sociales para cualquier tipo de negocio o colectivo colaborando de manera estable con Vital Innova. Escribe en su blog mediotic.info, en el que da salida a temas relacionados con el Social Media y temas de primera ayuda para gestionar redes sociales (aparte de denunciar el humo). Según parece, pertenece a la Junta Directiva de AERCO-PSM. Vamos, que lo mismo te descose un roto que te rompe algo ya cosido. O algo así