El que dijo que el saber no ocupa lugar está claro que no tenía muchos libros. Probablemente uno de los mayores problemas de los que nos gusta leer radica en la acumulación de libros a lo largo del tiempo.
Ya sabemos cómo podemos deshacernos de los libros que no queremos, pero, desde luego, habrá otros muchos libros de los que no querrás separarte y, evidentemente, con el paso de los años, desembocará en un problema de espacio…
Hoy os traigo algunas propuestas para almacenar libros. Veremos que muchas de las soluciones que propongo pasan por tener espacio. Mucho espacio… Pero como ya sabemos que de ilusiones vive el tonto de lo que rima, vamos a recrearnos un poco con estas maravillas:

1. Despacho

Cuando tenga un despacho, pensaré, sin duda, en hacer algo así. En realidad se parece bastante a las Billy de Ikea, que desde que tienen la extensión suplementaria superior, se ajustan casi a cualquier altura… Y como sabemos, se pueden customizar pintándolas de colores si los que vienen de serie no nos gustan. La única pega que le veo es que las baldas son finas y si los libros pesan, con el paso del tiempo se comban, pero vamos, por poner pegas…

Source: vtwonen.nl via Melody on Pinterest


2. Butaca

Práctico, práctico, lo que se dice práctico… no me parece; tampoco excesivamente cómodo, pero bonito sí. Bonito es un rato…
No es que vea este sillón para el salón de una casa “normal”, porque además tiene pinta de ser incomodísimo para leer, pero para una sala de espera, por ejemplo, me parece muy original.


3. Árbol

Una belleza de nuevo no demasiado práctica… porque no caben demasiados libros, además… y porque no puede sostener demasiado peso, pero es precioso y adorna una pared completa.


4. Esquinera

Todos tenemos en casa alguna esquina absurda, con algún pilar absurdo que impide colocar el mueble que querríamos…
Esta puede ser una solución para estos espacios. Simplemente unas baldas a la medida del pilar o de la esquina y tenemos una estantería bien práctica.


5. Puertas

Uno de esos casos que comentaba al principio… Necesitamos una mansión con mucho espacio para poder tener esto. Pero es taaaannn bonito que no me he podido resistir… Es como una puerta a un rincón secreto.


6. Estanterías rotas

Esta estantería me da como mal rollo por lo evidente… parece que se viene abajo. Sin embargo, sí es una solución para todos los públicos y para casi todos los espacios. Y bien fácil de hacer. Unas baldas cortadas a la medida deseada y barnizadas del color que se prefiera y tenemos un rincón listo y una pared decorada.


7. Chuecas

Otro de esos casos que no termino de verle la practicidad a las estanterías, pero como mueble es precioso.

Source: vk.com via Kelsey on Pinterest


8. Con sorpresa

¿Y qué me decís de esta, con una silla integrada en el diseño? Me encantaría verla “en acción” llena de libros porque es otro de esos casos en que no tengo claro que sea práctica, pero me ha encantado.


9. Mesa auxiliar

Esta mesa auxiliar sí que me parece práctica. Porque siempre hay un sitio en casa para poner una de estas.. y ahí caben desde libros a revistas (de las que no tiramos) y además puedes utilizar la mesa para que cumpla con su función de mesa.


10. Empotrado

De nuevo volvemos a las casas imposibles. Para poder hacer algo como esto dentro de un armario empotrado necesitaríamos un armario en otro lugar… lo que empieza a dejar de ser evidente para la inmensa mayoría…
Pero YO QUIERO algo así.
El primer ejemplo, una solución para una habitación juvenil o para cuarto de invitados. El segundo, para rincón de lectura en un despacho o estudio.



11. En desnivel

Estantes a medida para cualquier espacio.
En este caso, en un lateral de una escalera, pero podría ser en casi cualquier sitio.


12. Clásicas

Y para terminar, dos clásicas estanterías con un toque especial.
En el primer caso, la estantería se compone por cajas recicladas hasta completar el espacio. Al estar apiladas unas sobre otras, las baldas quedan dobles, lo que les confiere una mayor resistencia al peso.
En el segundo caso estamos hablando de un mueble más robusto, con iluminación integrada y a medida de la habitación, incluyendo esquinera.







¿Con cual te quedas? Ay, yo quiero tener sitio… y dinero para poder hacer cosas así… Pero bueno, siempre nos queda la imaginación y los sueños…
Fotografía destacada cortesía de GlasgowAmateur via photopin cc.


Unadocenade también está en Google Currents. Suscríbete.
Los post de Unadocenade se pueden republicar siempre que respetes nuestras condiciones de republicación.

Sobre Cristina Juesas


Cristina Juesas, también conocida como Maripuchi, trabaja como consultora de comunicación. Organizadora y fundadora del TEDxVitoriaGasteiz. Ha sido presidenta del Toastmasters Club Vitoria-Gasteiz, asociación para mejorar las habilidades comunicativas y de liderazgo y ha sido elegida Directora de División para el curso 2017-2018. Autora de la Guía de usos y estilo en las redes sociales del Gobierno Vasco y coautora de Comunicación de Crisis Online. Organiza e-Innobar, un evento socio-tecnológico mensual en Vitoria-Gasteiz. Colabora con la Cadena SER en el programa Hoy por Hoy Vitoria en una sección sobre nuevas tecnologías.